Seguir a @crochetingbox

martes, 7 de abril de 2015

Cinco consejos para tejer prendas o juguetes a crochet para bebés


A principio de mes, el sitio Crochetme.com compartió unos consejos muy útiles acerca de qué cuestiones hay tener en cuenta al momento de realizar un trabajo para un bebé, desde un juguete hasta una manta o prenda de vestir. La editora Toni Rexroat compartió unas pautas generales esbozadas por Robyn Chachula http://www.crochetbyfaye.com/about_me.htm:

  • Elegir el hilado correcto para el trabajo. Asegurarse que el hilo o la lana se pueda lavar en el lavarropas. Los bebes babean mucho ̶¡no lo pueden evitar! ̶ por eso asegúrense que se pueda lavar fácilmente.
  • Elegir colores estimulantes. A los bebés les gustan los colores brillantes y llamativos; les cuesta mucho reconocer los colores pasteles.


  • Elegir el mejor estilo según el bebé. Muy a menudo, los bebés hacen un berrinche cuando uno les saca una prenda cerrada por la cabeza. En estos caso es preferible tejer un cardigan o saquito. Si el bebé se mete todo en la boca, elige un proyecto que no pueda estar a su alcance, por ejemplo, un móvil, o un objeto que no sea peligroso si se lo mete en boca. Si al bebé le gusta acurrucarse en el tejido, elige una textura suave, que pueda acariciar sin que se le enreden los dedos.


  • Realiza prendas que a los padres les de seguridad. Coloca una cinta de tafeta detrás de los broches para refuerzar los cuellos y las costuras. Este sencillo truco permitirá que la prenda no se estire y se deforme mientras se lleva a cabo la disputa por vestir al pequeño.
  • Asegura bien tus puntos. Entreteje muy bien las colitas o los extremos para que esos pequeños deditos no encuentren la manera de desarmar tu trabajo.


Eso es todo. Me manejo con estas cinco reglas; y hasta ahora, de hecho, todos mis sobrinos llevan puesto y usan cada regalo que les he tejido a crochet. También, combino la prenda con la personalidad. Para aquellos niños que compiten por estar afuera lo más rápido posible, realiza un chaleco con cierre que sea fácil de poner tanto para la madre como para el pequeño. El chaleco que ven en la foto, Hank Vest, es el ejemplo perfecto: diseñé ese chaleco para mi sobrino Henry que siempre está corriendo detrás de sus hermanos mayores. Además, trato de evitar los volados para las niñas deportistas y las prendas de adulto para los más pequeños.

̶ Robyn Chachula

Estas sugerencias son geniales. Hacen que los preyectos realizados a crochet sean perfectos tanto para los padres como para los bebés, y me encanta el consejo de utilizar colores brillantes. Como tía con sobrinas pelirrojas, la moda del rosa pastel aburre.

̶ Tony Rexroat

En este link van a poder encontrar tanto la nota en inglés como distintos patrones para tejer CrochetMe. Espero que lo disfruten y que se animen a tejer para los más pequeños de la familia. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario